Marta Esther Ordóñez García – Ceuta

He recibido el Camino de Santiago como un regalo que llevaba bastante tiempo esperando, y que ha traído consigo una limpia reconciliación con Cristo y conmigo misma.

Los momentos de risas y alegría. de oración y silencia durante el camino me dieron el ánimo para seguir andando y subir las cuestas. Oír predicar a los sacerdotes y escuchar testimonitos me hicieron sentir a un Cristo más VIVO que nunca. Los bailes y canciones y el alboroto de todos los jóvenes me dieron la fuerza para seguir luchando por lo que amo. He sentido verdaderamente que iba avanzando con Cristo de la mano, y aún sigo, pues ahora es cuando tenemos que reir, orar, dar testimonio, bailar y cantar más fuerte que nunca en medio de esta sociedad en la que nos ha tocado vivir.

Los días durante la PEJ2010 fueron fabulosos. Pasé muy buenos momentos de convivencia que se quedan en mi corazón. También disfruté mucho de los actos a los que asistí: Brotes de Olivo, Martín Valverde (muy grande), la bienvenida a Santiago,… Me he conocido más a mí misma, no sabía que era tan fuerte física y psicológicamente, ni que tenía tanta paciencia sonrisa Fui sin conocer a nadie y vine con grandes amigos.

Gracias Dios por este regalo, por toda la gente a la que he conocido y que seguiré conociendo. Y gracias también por haber regresado llena de Ti.

Nos vemos en la JMJ2011 PEJegrinos. Un fuerte abrazo desde Ceuta.

Rocío Viso

Haciendo el Camino descubri unas palabras que quiero compartir con vosotros.. Las «Bienaventuranzas del Peregrino».

1.Bienaventurado eres, peregrino, si descubres que el camino te abre los ojos a lo que no se ve.

2.Bienaventurado eres, peregrino, si lo que mas te preocupa no es llegar, sino llegar con los otros.

3.Bienvanturado eres, peregrino, cuando contemplas el camino y lo descubres lleno de nombres y amaneceres.

4.Bienaventurado eres, peregrino, porque has descubierto que el autentico camino comienza cuando se acaba.

5.Bienaventurado eres, peregrino, si tu mochila se va vaciando de cosas y tu corazon no sabe donde colgar tantas emociones.

6.Bienaventurado eres, peregrino, si descubres que un paso atrás para ayudar a otro vale más que cien hacia delante sin mirar a tu lado.

7.Bienaventurado eres, peregrino, cuando te faltan palabras para agradecer todo lo que te sorprende en cada recodo del camino.

8.Bienaventurado eres, peregrino, si buscas la verdad y haces de tu camino una vida y de tu vida un camino, en busca de quien es el Camino, la Verdad y la Vida.

9.Bienaventurado eres, peregrino, si en el camino te encuentras contigo mismo y te regalas un tiempo sin prisas para no descuidar el examen de tu corazón.

10.Bienaventurado eres, peregrino, si descubres que el camino tiene mucho de silencio; y el silencio, de oración; y la oración, de encuentro con el Padre que te espera.

Yo me siento asi…. bienaventurada, por cada  momento vivido con vosotros y por todas las sonrisas que me traje en la mochila.

Gracias.

Lola Arévalo

Quiero dar las gracias a las personas que han contribuido a que la experiencia del CAMINO que he realizado, sera imposible de olvidar.
-Por las muchas personas que he conocido y por las cosas que me han enseñado.
-Por cada camino y pueblo que he pasado.
-Camino del poligono, Camino de las cuestas , Camino mas largo, Camino de agua y barro, Camino del silencio y la amistad, Camino Final.
-Por la llegada a SANTIAGO, entre palmas, risas, cantos y lagrimas.
-Por el abrazo al APOSTOL

MUCHISIMAS GRACIAS.

Pilar Macarro

Mirad…mi experiencia ha sido una experiencia preciosa, alegre, sencilla…sin muchos aspavientos.

El camino me ha enseñado a aceptar mis límites, a acomodar mis pasos a lo que realmente puedo…El Camino no es una prueba de velocidad, lo comprendí, caminando a Porriño; es una prueba de resistencia.  Y así es también la vida. A veces nos comparamos con los demás, sufrimos porque los otros llegan primero, a dónde sea, pero llegan primero y nos desanimamos dejando el camino…sin embargo, es cuestión de SEGUIR, a nuestro ritmo, con las paradas necesarias, con los respiros necesarios, con las palabras de ánimo necesarias, con los amigos necesarios, con Dios que siempre nos acompaña:  SEGUIR caminando y ALEGRARTE de llegar.  ¿¿Que llego a las 3 y los otros llegaron a las 12:30? Pues muy bien, pero, LLEGUÉ. Nunca me faltaron en las seis jornadas, las palabras de ánimo, la mano tendida de alguien, alguna frase del evangelio que me hacía MIRAR, OIR, GUSTAR, OLFATEAR y TOCAR de manera nueva la presencia de Dios.

Y de la PEJ, deciros que mi experiencia ha sido la de júbilo y alegría, porque la Iglesia está viva y es joven siempre.  Porque no somos 3 ó 4, sino muchos, porque los jóvenes sois una maravilla cuando os tomáis en serio esto de VIVIR con mayúsculas y de CONOCER y SEGUIR a Cristo.  Porque merece la pena estar con vosotros y compartir con vosotros la fe.

Un abrazo a todos.  Amigos y peregrinos.  Os llevo en el corazón y pronto seguiremos al ataque para preparar los DED de la JMJ Y la venida y paso de la Cruz y el Icono por nuestra diócesis.

Miguel Ángel Morilla – Puerto Real

Aunque ya ni me acordaba, mi gran amigo Ale, me dejó en mi tablón de Tuenti un vídeo sobre la PEJ´10 de la Televisión Galega. ¡¡Qué ilusión que dentro de los entrevistados me encontraba yo hablando mientras se celebraba la apertura de la PEJ´10 en la Plaza del Obradoiro!!

Así que aquí os dejo el enlace para compartir con todos esta noticia de la TG, un abrazo muy fuerte a todos!!

Recuperándose poquito a poco…. Morilla…

http://www.youtube.com/watch?v=f6MO6ul_4Yo

 

Mª Ángela Sánchez – San Fernando

La verdad es que no sé ni por donde empezar a hablar de la experiencia vivida…no quiero repetir lo que ya se ha dicho pero el Camino a parte de ser un auténtico reto físico, creo que aún es mayor a nivel psíquico o psicológico. Sin duda las cuesta arriba y caminos empedrados que nos hemos ido encontrando son fiel reflejo de las dificultades que a lo largo de nuestra vida iremos encontrando y que poco a poco tendremos que aprender a superar, siempre con ayuda de Dios, ya sea a través del compañero que te ha puesto al lado o con tú propia fuerza de voluntad alentada por el Espíritu Santo. Todos hemos aprendido que si la cuesta abajo es muy empinada es mejor poner el pie de lado al bajar para que al día siguiente no te duelan los dedos o que sí pones el bastón muy alto acabas con tendinitis en el brazo, o que más vale explotar una ampolla a tiempo que llegar chapoteando….
Sin duda la frase que he puesto resume lo que he descubierto tras el Camino NUNCA CAMINAS SÓLO
También he podido comprobar que tengo más paciencia de la que pensaba, ya que a pesar de los lógicos inconvenientes del peregrinar con tanta gente, como pueden ser las colas en los baños, en las duchas, en el catering…todo ello queda en un segundo o tercer plano, prevaleciendo todos los buenos momentos de convivencia,hermandad y encuentro con los demás, conmigo misma y con Dios que he experimentado en estos días.
Nunca podré olvidar la Coca-Cola que me salvo la vida,las canciones del camino,el momento en que tras la montaña por fin vimos las torres de la catedral de Santiago, el primer abrazo al llegar al Obradoiro,el ratito que pase orando ante la Cruz del Papa, los conciertos,las velas encendidas el estadio de San Lázaro y la estrella fugaz…sin duda momentos que han enriquecido el Camino y mi vida. UNA EXPERIENCIA INOLVIDABLE Y DE LA QUE TENDRÉ QUE ESTAR SIEMPRE AGRADECIDA A DIOS Y A TODOS VOSOTROS POR HABERLA HECHO POSIBLE.

Daniel Marassi

10 días en los que conoces 6 pequeñas «ciudades», una capital que es increiblemente preciosa y mundialmente conocida, haces miles de nuevos amigos, compartes, aprendes millones de cosas que creias que sabias pero no era así, te das cuenta de como son las personas que conoces tanto las cosas buenas como las malas (que son muchas menos que las buenas claro!), te llevas miles de momentos que serán imposibles de olvidar ya sea por las personas que estaban ahí como la situación o por las tonterias que se dijeran… VICTORIA INTENTANDO CARGAR EL MOVIL EN UN ENCHUFE EN ALTO O SIMPLEMENTE LAS IDEAS DE MIMI Y MÍAS JUNTAS PARA ESCRIBIRLE UNA NOTA DE SECUESTRO A VICTORIA…momentos que para algunos pareceran tonterias, otros pensaran que estamos locos y que nos hemos caido de un güindo y algunos pocos se reiran tanto como lo hicimos nosotros en su momento….aunque la verdad es que cada vez que me acuerdo de algun momento como esos empiezo con la risa tonta y no paro…jajajaajajajjajajaa pero bueno esas son las cosas que pasan cuando vas a un sitio nuevo con tus amigos, aún no conoces a nadie y…te apetece hacer el tonto.
Aunque parezca mentira al principio queria llegar a San Fernando cuanto antes para ver a toda la «people»…pero cuanto mas tiempo estaba allí arriba mas ganas tenia de quedarme y mas pena me daba regresar aqui e irme de allí, tanto por los nuevos amigos que habia hecho, por la gente de allí, por la gran ciudad que te envuelve en un aire lleno de cariño, de ánimo para continuar, de fuerza, de alegria; dicen que la gente del norte es muy sosa y seria, pero hasta que no llegas no te das cuenta de que no es cierto, la gente es tanto o más amable y gentil que aqui en el sur, la gente te ve cansado y es capaz de entrar en su casa para sacarte agua del grifo o mojarte con la manguera de su casa o incluso de darte fruta o algo para comer y te das cuenta de que mucho decir del norte pero hay gente del sur que…..mejor callar por si acaso…
En fin…estos 10 días han sido inolvidables y aunque parezca mentira volvería hacer el camino (esta vez con la mochila en brazos) pero con las mismas personas con las que lo hice y mas gente por supuesto…pero ellos no podrian faltar está claro sonrisa
Personalmente me habria quedado un par de días más porque estos ultimos 4 días han sido cuando conocimos a mas gente y estrechamos lazos que dificilmente se romperan…por lo menos yo 😀

Podría definir la PEJ’10 como una gran experiencia única, irrepetible e inolvidable, como algo que acaba de comenzar y continuará el año que viene con la Jornada Mundial de la Juventud, algo que espero que nunca acabe y llegue a la palabra FIN.
MUCHAS GRACIAS POR TODO!!!! ^^ SANTIAGO ’10….
….NOS VEMOS EN MADRID!!! JMJ ’11

PD: Por ciertoooo…durante el camino se creó una nueva familia compuesta por Papá JOSELU, Mamá YIYI y sus pequeños y maravillosos hijos MIMI, VICTORIA, NANA y YO (cada uno con sus respectivos motes…eh DIVA asombro), aparte tambien están el tito ALE con sus hijos RAMON y SALVI que fueron concebidos por inseminación artificial, hay que decir también que el tito ALE va a por el 3º ya 😀 y por ultimo tambien tenemos a la tita VIOLETA y a la prima PAOLA…y nada eso es todo, esta es nuestra FAMILIA DE ARTESANITOS.

Asún Hinojosa, OMI

Siempre que nos hacen un regalo respondemos con un gracias a la persona concreta que nos lo hace.
Estos días de peregrinación y encuentro hacen brotar un ¡¡GRACIAS!!, pero a muchas personas y momentos.
GRACIAS a Dios por todo lo que me ha regalado, por la oportunidad de poder participar del camino, de compartirlo con personas muy diferentes pero unidas por el Señor, y eso nos hace ser iguales en la diferencia.
GRACIAS por cada uno de vosotros, por cada palabra, por cada paisaje, por cada recuerdo…
La llegada a Santiago puede resumirse con las palabras de San Pablo: «Alegraos con los que se alegran y llorad con los que lloran», pero con la particularidad de que tanto las sonrisas como las lágrimas eran de ALEGRÍA. Una alegría que brotaba de la superación, la paciencia, el esfuerzo, la llegada… Una alegría que ahora tienen que seguir acompañándonos allí donde estemos cada uno. Esos días quedan en nuestra memoria, en nuestra retina…, pero lo importante es que quedan en nuestro corazón, así podremos en los distintos momentos de nuestro caminar con el Señor en medio del mundo recordar que la perfección que nos pide el Señor, no es la de hacer todo bien, sin equivocarnos, sino perseverar junto a Él en el camino que Él hace con cada uno de nosotros.
Muchas GRACIAS a todos y mucho ÁNIMO.
Un abrazo
asun o.m.i

Andrés Drouet

Creo que es necesario vivir esta experiencia para poder contarla, ha sido genial.

Doy las gracias con todo el corazón, con toda el alma y con todas las fuerzas a Dios que nos ha llevado y traído con bien y también quiero dar las gracias de todo corazón a todos los que lo habéis hecho posible, a todos los que habéis participado y a todos los que de una u otra manera me habéis ayudado a coordinar y organizarlo todo. A ese gran equipo que Dios ha formado en nuestra diócesis y que ha estado atento para ser instrumento en manos de Dios durante el Camino. Muchas gracias y que Dios os bendiga siempre.

La experiencia que recuerdo con máyor emoción es la llegada a la plaza del Obradoiro, cuantos pensamos que no llegaríamos, pero allí estabamos, abrazados, emocionados y felices, un camino duro pero emocionante, lleno de dificultades, pero superadas todas con la ayuda de Dios. Luego la vigilia de la noche ante la cruz y el icono de María, los talleres, las catequesis, los conciertos, la Eucaristía en la Catedral, la llegada y charla de nuestro Obispo, el esfuerzo que hizo por estar allí y el cariño con que nos habló, la vigilia de la noche en el estadio, la Eucaristía clausura de la PEJ. Todo, ha sido todo precioso.

Gracias a todos por todo.

Alejandro Rodríguez – San Fernando

Sin duda alguna, ha sido una gran experiencia en todos y para todos los sentidos. Desde la llegada a la Iglesia de Santiago en Cádiz antes de ponernos rumbo a Galicia, hasta la Santa Misa en el estadio de San Lázaro, a las afueras de Santiago. Pero sin duda alguna lo que tiene un valor incalculable son los días de Camino.

Desde primeras horas, con la Oración de la Mañana, más tarde con las experiecias en travesía, posteriormente con la llegada a la población estipulada, y a últimas horas ayudando a los demás a aliviar los dolores y ampollas provocados por el duro caminar…

Muchas gracias a todos por estos 10 días cargados de ilusión y alegría en comun unión.

José Manuel Helmo 

Sin duda, para mi el mejor momento fue la llegada a la Plaza del Obradoiro. Fue realmente emocionante encontrarse con otros compañeros de Camino que te aplaudían y te abrazaban al verte entrar por las calles cercanas. ¡Enhorabuena Peregrino! Fue muy emocionante también recibir al resto de gente que poco a poco iban llegando…

Creo que solo por esos momentos de la llegada merece la pena andar 100 kilómetros, para mí, lo mejor del Camino.

Muchas gracias a todos, por todo.